lunes, 19 de agosto de 2013

La realidad del “4G” en España


Según parece, los servicios de “4G” ofertados por las compañías de telefonía españolas no funcionan como deberían. Para comprender por qué actualmente esta tecnología no funciona correctamente conviene saber en qué frecuencia funciona para poder conocer qué consecuencias conlleva.
Las tecnologías 2G y 3G, en España, funcionan en las frecuencias de 900 y 1800 MHz. Sin embargo, la tecnología 4G todavía no tiene una frecuencia definitiva asignada y, por tanto, funcionan momentáneamente en la frecuencia de 2600 MHz y, en algunos casos, como el caso de Vodafone, usando también la banda de 1800 MHz.
Esto será así hasta que se libere la banda inmediatamente inferior a la de 900 MHz que actualmente está ocupada por la TDT y esto es lo que se conoce como “Dividendo Digital”. Esta banda resulta ser la más indicada para la utilización de esta tecnología ya que, como se explicará a continuación, la atenuación de la señal que se propaga a esta frecuencia es mucho menor y, por tanto, se mejora tanto la superficie de cobertura como la velocidad de la conexión.
En radiocomunicación, un principio fundamental es que cuanto mayor sea la frecuencia, mayor es la atenuación en una relación logarítmica. Es por esto por lo que, al quererse desplegar esta tecnología a una frecuencia mayor, el área de cobertura es menor, teniendo las operadoras por tanto que desplegar un mayor número de estaciones base, lo que supone un gran coste de alquiler de espacios, instalación y equipos. Además, si el número de usuarios a los que hay que dar servicio es muy elevado, estos costes se incrementan aún más.
Por otro lado, la mayoría de las operadoras lo que han hecho ha sido habilitar la red que tenían de pruebas para los usuarios con ciertas mejoras que, según las experiencias de los usuarios, parecen ser insuficientes para asumir el tráfico de un número elevado de usuarios.
Además, según los puristas del mundo de las comunicaciones móviles, la tecnología LTE, comercializada como 4G, no llega a cumplir los requisitos del 4G. Es por tanto que se considera técnicamente 3.9G puesto que es el paso tecnológico inmediatamente anterior al 4G. El 4G no será realmente desplegado hasta que no se ponga en uso la tecnología LTE Advanced en la que por ejemplo, a diferencia de LTE, todas las llamadas serán tratadas mediante transmisión de paquetes de datos, de manera similar a las llamadas que se hacen a través de Skype, en vez de como se tratan en los sistemas de telefonía convencional usados actualmente.

6 comentarios:

  1. Quien se creía que había 4g?

    ResponderEliminar
  2. Menudo fraude las compañias

    ResponderEliminar
  3. Realmente llegara a España? Lo dudo mucho

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esas redes ya están desplegadas en las grandes ciudades.

      Eliminar
  4. Hemos dado oportunidad en twitter a las compañías para que digan el por que ofertan un servicio que no esta disponible y ninguna dice nada. ¿por que? ¿que tienen que ocultar?

    ResponderEliminar
  5. Seguimos sin tener respuesta por parte de las compañías de telefonía móvil.

    ResponderEliminar

Vuestros comentarios siempre son útiles para todos los lectores, deja tu comentario para poner tu granito de arena. Si nos sigues en Twitter o Facebook veras todas las ofertas que lanzamos todos los días.